Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar

¿Cómo se enseñan y cómo se deberían enseñar las matemáticas en primaria?

Matemáticas


Fuente de imagen: Flickr. Autor: Marco Nedermeijer. Homework-Math

A veces oímos críticas sobre cómo se enseñan las matemáticas en la escuela. A menudo se dice que están descontextualizadas, que son demasiado teóricas, que no se utilizan materiales manipulativos ... Estamos de acuerdo en eso, pero hay que tener cuidado de no caer en prácticas que tampoco consiguen el objetivo fundamental de las matemáticas en el centro educativo: que los alumnos aprendan a pensar y a argumentar.
Nosotros, que nos dedicamos a la formación de maestros (tanto inicial como permanente), nos encontramos muchas veces con los esfuerzos de los educadores para introducir contextos con calzador a las actividades mecánicas que ya hacen, como simular que todo lo que pasa en la clase de matemáticas forma parte de un mercado donde los alumnos pueden vender y comprar cosas. Este contexto no es un contexto cercano y real para ellos. ¡Olvidémonos de los mercados! Hay muchos niños que no han ido al mercado; y los que van, no pagan ellos; y a los que los padres les dejan pagar ... ¡todo el mundo sabe que ahora en el mercado aceptan tarjeta de crédito!

 

Proponemos, pues, que un contexto cercano a niñas y niños sea el juego. Por ejemplo, hay muchos retos matemáticos para resolver a partir de varios juegos. Podéis encontrar aquí una selección de juegos que trabajan el pensamiento lógico y de estrategia.

 

En relación a la afirmación de que en muchas escuelas las matemáticas que se enseñan son muy abstractas y los alumnos no las visualizan, también estamos de acuerdo. Debemos tener cuidado, sin embargo, de no llenar las aulas con materiales manipulativos con los que luego no sepamos qué hacer; o de no convertir todas nuestras actividades mecánicas de práctica de operaciones en sesiones donde los alumnos tengan que aprender los algoritmos para hacer las operaciones con ábacos, regletas o cubos multibase.

 

Proponemos, pues, otro enfoque, donde los materiales manipulativos ofrezcan a los alumnos un entorno de experimentación para resolver los retos que la actividad matemática competencial les propone. Un ejemplo puede ser pedir a los alumnos que encuentren todos los triángulo diferentes que podrían construir en un geoplano 3x3. Aquí podéis encontrar un ejemplo de cómo gestionar esta actividad para que sea una actividad rica competencialmente.
Hemos intentado dar un par de ejemplos de actividades interesantes para hacer en clase de matemáticas y, como veréis, ninguna de las dos propuestas resuelve aparentemente un problema utilitario. Queremos reivindicar un poco esta idea: las matemáticas escolares deben servir para pensar y para pasarlo bien descubriendo, buscando patrones, generalizando, argumentando, organizando ... No sólo deben servir como herramienta para aplicarlas en otras materias.
 

Finalmente, con la situación actual de la sociedad, tal vez nos tenemos que replantear si el elevado número de horas que tradicionalmente se han dedicado a la numeración y el cálculo debe ser la misma; o si otros bloques de contenido como pueden ser la geometría, la probabilidad y la estadística o el pensamiento algebraico deben tomar más protagonismo.

Laura Morera
(Explorium)

Noticias relacionadas

  • Primer cicloRegletas matemáticas en educación primaria. ¿Por dónde empiezo?

    Regletas matemáticas en educación primaria. ¿Por dónde empiezo?


    Las regletas matemáticas (tanto las de Cuisenaire como las de María Antonia Canals) son prismas cuadrangulares de diferentes alturas y colores, que se utilizan para representar los números del 1 al 10 (cada uno tiene una longitud en cm que se corresponde al número que representa) y que pueden ser muy útiles en las clases de matemáticas de primaria y secundaria. A pesar de que a menudo tenemos claro que las matemáticas manipulativas son fundamentales en educación infantil, las prisas por avanzar hacia la abstracción en la asimilación de conceptos matemáticos en los cursos posteriores, nos hacen a veces descartar el uso de regletas, cuando éstos son un recurso fantástico para entender operaciones básicas, visualizar propiedades de los números, introducir conceptos estadísticos en los cursos superiores ... Es imposible en un solo post contaros todas las potencialidades de trabajar con regletas, así que intentaremos convenceros de probarlas con algunas sugerencias para las clases de primaria. La intención es ser sintéticos pero clarificadores. ¿Preparados? Empezamos.
  • Primer ciclo¿Cómo trabajar la geometría en el aula?

    ¿Cómo trabajar la geometría en el aula?


    Si pensamos en el trabajo de la geometría en las fases de educación infantil y en los primeros cursos de primaria, a menudo nos vienen a la mente aproximaciones superficiales e introductorias de conceptos abstractos, que los alumnos estudiarán a fondo en secundaria. Sin embargo, si pensamos de nuevo sobre esta cuestión, caeremos pronto  en la cuenta de que la geometría se ocupa de estudiar los fenómenos que transcurren en el espacio. En tanto que el espacio es uno de los sujetos de conocimiento más próximos a la persona, podemos decir que los humanos iniciamos el conocimiento de la geometría desde que somos capaces de desplazarnos. Así, cuando el bebé se mueve, gatea y explora el espacio, está adquiriendo sus primeros conocimientos de geometría en la exploración del entorno.  Por lo tanto, tal y como subrayan desde GAMAR: hacer geometría en el aula es conocer el espacio y pensarlo matemáticamente, investigarlo para descubrir algunas leyes, y aplicarlas a resolver situaciones reales.

Arriba