Utilizamos cookies propias y de terceros para ofrecer nuestros servicios y recoger datos estadísticos. Continuar navegando implica su aceptación. Más información Aceptar

¿Cómo trabajar la geometría en el aula?

Matemáticas


Fuente: Flickr. Autor: Jesús García. Imagen: Traslación_naranjas

Si pensamos en el trabajo de la geometría en las fases de educación infantil y en los primeros cursos de primaria, a menudo nos vienen a la mente aproximaciones superficiales e introductorias de conceptos abstractos, que los alumnos estudiarán a fondo en secundaria. Sin embargo, si pensamos de nuevo sobre esta cuestión, caeremos pronto  en la cuenta de que la geometría se ocupa de estudiar los fenómenos que transcurren en el espacio. En tanto que el espacio es uno de los sujetos de conocimiento más próximos a la persona, podemos decir que los humanos iniciamos el conocimiento de la geometría desde que somos capaces de desplazarnos. Así, cuando el bebé se mueve, gatea y explora el espacio, está adquiriendo sus primeros conocimientos de geometría en la exploración del entorno.  Por lo tanto, tal y como subrayan desde GAMAR: hacer geometría en el aula es conocer el espacio y pensarlo matemáticamente, investigarlo para descubrir algunas leyes, y aplicarlas a resolver situaciones reales.

Para que este conocimiento del espacio sea matemático, es necesario apelar al pensamiento lógico de los alumnos. La geometría apela a la lógica para centrarse en cuestiones espaciales vinculadas con la posición, las formas y las transformaciones de forma y posición. Si queremos que la geometría no se “atragante” a nuestros alumnos y que éstos se relacionen con ella de forma natural y espontánea, es muy importante preguntarnos “¿qué quiero conseguir?” y, antes de abordar un contenido concreto, pensar en proyectos significativos surgidos de nuestra vida práctica y/u objetos cotidianos que permitan en el aula manipular, investigar y descubrir. Tal y como se pregunta Gorka García: ¿Por qué decimos que las matematicas están en todas partes y luego las trabajamos sólo en una? Especialmente en infantil y primaria, pero también en secundaria, es importante que trabajemos la geometría de forma global, relacionándola con nuestro cuerpo y pensando en ella a partir de nuestros movimientos en el espacio, recuperándola en nuestros procesos de creación de clase de plástica; o, por ejemplo, en el estudio en las evoluciones arquitectónicas a las que nos aproximamos en las clases de historia o historia del arte. Si acercamos las matemáticas a la vida, los alumnos entenderán el para qué y estarán mucho más interesados en aprender el cómo. El cómo se asimilará de forma mucho más intuitiva si nuestra aproximación a la geometría parte de las siguientes fases por orden de aplicación/asimilación:

-Fase manipulativa y experimental: hemos de servirnos de materiales específicos que permitan a los niños observarlos, estudiarlos, experimentar con ellos y manipularlos, para crear una imagen mental de los conceptos geométricos que estamos trabajando. Sobre sugerencias de materiales encontraréis muchas propuestas aquí; aunque también sirven otras opciones, como juguetes de formas básicas Waldorf (especialmente para educación infantil) o algunos materiales Montessori.

-Fase de representación gráfica: los alumnos avanzan en el proceso dibujando o representando lo que previamente han aprendido a través de la manipulación.

-Fase simbólica: sólo después de dominar las fases anteriores los alumnos están preparados para interiorizar y dominar conceptos abstractos.

 

Existen múltiples sugerencias para trabajar de forma manipulativa y dinámica la geometría en el aula. Nosotros, te sugerimos como punto de partida los siguientes recursos:

-Trabajando la geometría en educación infantil (AprendiendoMatemáticas).

-Materiales de geometría propuestos por GAMAR.

-Los dosieres de Maria Antonia Canals (el 105, el 106 y el 108).

 

Recuerda, no obstante, que el ingrediente principal para que tus alumnos interioricen estos conceptos es tu capacidad de motivarlos en su necesidad de explorar y descubrir.  ¡Suerte!

Noticias relacionadas

  • Primer ciclo¿Cómo se enseñan y cómo se deberían enseñar las matemáticas en primaria?

    ¿Cómo se enseñan y cómo se deberían enseñar las matemáticas en primaria?


    A veces oímos críticas sobre cómo se enseñan las matemáticas en la escuela. A menudo se dice que están descontextualizadas, que son demasiado teóricas, que no se utilizan materiales manipulativos ... Estamos de acuerdo en eso, pero hay que tener cuidado de no caer en prácticas que tampoco consiguen el objetivo fundamental de las matemáticas en el centro educativo: que los alumnos aprendan a pensar y a argumentar.
  • Primer cicloRegletas matemáticas en educación primaria. ¿Por dónde empiezo?

    Regletas matemáticas en educación primaria. ¿Por dónde empiezo?


    Las regletas matemáticas (tanto las de Cuisenaire como las de María Antonia Canals) son prismas cuadrangulares de diferentes alturas y colores, que se utilizan para representar los números del 1 al 10 (cada uno tiene una longitud en cm que se corresponde al número que representa) y que pueden ser muy útiles en las clases de matemáticas de primaria y secundaria. A pesar de que a menudo tenemos claro que las matemáticas manipulativas son fundamentales en educación infantil, las prisas por avanzar hacia la abstracción en la asimilación de conceptos matemáticos en los cursos posteriores, nos hacen a veces descartar el uso de regletas, cuando éstos son un recurso fantástico para entender operaciones básicas, visualizar propiedades de los números, introducir conceptos estadísticos en los cursos superiores ... Es imposible en un solo post contaros todas las potencialidades de trabajar con regletas, así que intentaremos convenceros de probarlas con algunas sugerencias para las clases de primaria. La intención es ser sintéticos pero clarificadores. ¿Preparados? Empezamos.
Arriba